Directrices de seguridad para la eliminación de productos farmacéuticos no deseados durante y después de una emergencia
(1999; 35 páginas) [English] [French] Ver el documento en el formato PDF
Índice de contenido
Ver el documentoAgradecimientos
Abrir esta carpeta y ver su contenido1. Introducción
Cerrar esta carpeta2. Métodos de manejo y eliminación de desecho
Abrir esta carpeta y ver su contenido2.1 Devolución al donante o al fabricante
Abrir esta carpeta y ver su contenido2.2 Vertederos
Ver el documento2.3 Inmovilización de desechos: encapsulación
Ver el documento2.4 Inmovilización de desechos: inertización
Ver el documento2.5 Alcantarillado
Ver el documento2.6 Quema en recipientes abiertos
Abrir esta carpeta y ver su contenido2.7 Incineración a temperatura media
Ver el documento2.8 Incineración a alta temperatura en plantas industriales existentes
Ver el documento2.9 Descomposición química
Abrir esta carpeta y ver su contenido3. Categorías de clasificación
Abrir esta carpeta y ver su contenido4. Métodos recomendados de inactivación o tratamiento de desecho por categoría de clasificación
Ver el documentoReferencias
Ver el documentoLecturas sugeridas
Ver el documentoAnexo I: Eliminación por incineración
Ver el documentoCubierta Posteriori
 

2.8 Incineración a alta temperatura en plantas industriales existentes

Las industrias que usan tecnología de alta temperatura, como los hornos de cemento13 y las estaciones de generación de energía termoeléctrica o las fundiciones suelen tener calderas que operan a temperaturas muy superiores a los 850°C, con tiempo suficiente de retención en la combustión y chimeneas altas para dispersar los gases de salida. Muchos países no poseen ni puede justificar económicamente instalaciones costosas y modernas de eliminación de desechos químicos, y una opción viable y económica sería recurrir a una planta industrial que ya exista en el país.

Los hornos de cemento son particularmente adecuados para destruir productos farmacéuticos caducados, desechos químicos, aceite usado, neumáticos, etc. Varias características de los hornos de cemento los hacen apropiados para el desecho de productos farmacéuticos. Durante la combustión, las materias primas del cemento alcanzan temperaturas de 1450°C, mientras los gases de combustión llegan hasta los 2000°C. El tiempo de residencia de gas a estas temperaturas altas es de varios segundos. En estas condiciones se desintegran todos los componentes de desechos orgánicos. Algunos productos de combustión potencialmente peligrosos o tóxicos son adsorbidos en el cemento producido o se extraen en el cambiador de calor.

Los productores de cemento de muchos países están casi siempre dispuestos a emplear otros combustibles, porque ahorran costos sin que se afecte la calidad del cemento. Si se cuenta con mecanismos apropiados de control del impacto ambiental serán menores las repercusiones en la zona circundante. Se recomienda establecer contacto con empresas cementeras y con los organismos que se ocupen del medio ambiente para poder eliminar desechos en los hornos de cemento.

Los medicamentos deberán constituir una proporción razonablemente pequeña del combustible total. Se sugiere como regla general prudente no sobrepasar nunca el 5% del combustible que se alimenta a la caldera. Los hornos de cemento producen típicamente 1.500 a 8.000 toneladas métricas de cemento por día, por lo que es posible quemar cantidades muy grandes de material farmacéutico en un período corto. Puede ser necesario separar el material de envase y/o triturar los fármacos para no obturar ni taponar los mecanismos de alimentación de combustible.

El anexo I proporciona más detalles de los reglamentos de la Comunidad Europea para la incineración a alta temperatura de desechos peligrosos. Los incineradores que cumplen con estos reglamentos pueden usarse para el desecho de compuestos halogenados, medios de contraste para radiografías y compuestos yodados; no deben usarse incineradores de baja temperatura.

Ir a la sección anterior
Ir a la siguiente sección
 
 
El Portal de Información - Medicamentos Esenciales y Productos de Salud de la OMS fue diseñado y es mantenido por la ONG Human Info. Última actualización: le 1 diciembre 2019