Formulario Modelo de la OMS 2004
(2004; 543 páginas) Ver el documento en el formato PDF
Índice de contenido
Ver el documentoAbreviaciones
Ver el documentoIntroducción
Ver el documentoCambios en la Lista Modelo de Medicamentos Esenciales de la OMS
Abrir esta carpeta y ver su contenidoConsejo general a los prescriptores
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 1: Anestésicos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 2: Analgésicos, antipiréticos, antiinflamatorios no esteroides, antigotosos y fármacos antirreumáticos modificadores del curso de la enfermedad
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 3: Antialérgicos y fármacos utilizados en la anafilaxia
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 4: Antídotos y otras sustancias utilizadas en las intoxicaciones
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 5: Anticonvulsivos/ antiepilépticos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 6: Antiinfecciosos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 7: Antimigrañosos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 8: Antineoplásicos, inmunosupresores y fármacos utilizados en los cuidados paliativos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 9: Antiparkinsonianos
Cerrar esta carpetaSección 10: Fármacos en hematología
Ver el documento10.1 Antianémicos
Ver el documento10.2 Fármacos que alteran la coagulación
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 11: Productos sanguíneos y sustitutos del plasma
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 12: Fármacos en patología cardiovascular
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 13: Fármacos en dermatología (tópicos)
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 14: Agentes de diagnóstico
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 15: Desinfectantes y antisépticos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 16: Diuréticos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 17: Fármacos en patología gastrointestinal
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 18: Hormonas y otros fármacos endocrinos y contraceptivos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 19: Productos en inmunología
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 20: Relajantes musculares (de acción periférica) e inhibidores de la colinesterasa
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 21: Preparados oftalmológicos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 22: Fármacos en obstetricia
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 23: Solución de diálisis peritoneal
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 24: Psicofármacos
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 25: Fármacos que actúan sobre las vías respiratorias
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 26: Soluciones correctoras de los trastornos hidroelectrolíticos y del equilibrio ácido-base
Abrir esta carpeta y ver su contenidoSección 27: Vitaminas y minerales
Ver el documentoApéndice 1: Interacciones
Ver el documentoApéndice 2: Gestación
Ver el documentoApéndice 3: Lactancia
Ver el documentoApéndice 4: Alteración renal
Ver el documentoApéndice 5: Alteración hepática
 

10.2 Fármacos que alteran la coagulación

Los anticoagulantes están indicados para prevenir la formación de trombos o la extensión de un trombo existente en la parte más lenta de la circulación, donde el trombo se compone de una malla de fibrina enredada con plaquetas y hematíes. Por tanto, son ampliamente utilizados en la prevención y el tratamiento de las trombosis venosas profundas de extremidades inferiores, la profilaxis del tromboembolismo en la cardiopatía reumática y la fibrilación auricular, y en la prevención de la formación de trombos en las válvulas cardíacas prostéticas.

La heparina es un anticoagulante parenteral que inicia la anticoagulación de manera rápida, pero tiene una duración de acción corta. Las heparinas de bajo peso molecular tienen una duración de acción más prolongada.

Para el tratamiento de las trombosis venosas profundas y el tromboembolismo pulmonar se administra con una dosis de carga intravenosa, seguida por una infusión intravenosa continua (mediante una bomba de infusión) o por una inyección subcutánea intermitente. Al mismo tiempo que la heparina, se inicia la administración de un anticoagulante oral. La heparina se debe continuar durante 5 días como mínimo, hasta que el anticoagulante oral haya ejercido su efecto y el INR (razón internacional normalizada) se sitúe en el margen terapéutico durante 2 días consecutivos. Es esencial la vigilancia diaria de laboratorio.

La heparina también se utiliza en pautas para el tratamiento del infarto de miocardio, el tratamiento de la angina inestable, la oclusión arterial periférica aguda y en diálisis.

En pacientes sometidos a cirugía general, se administra heparina a dosis bajas por inyección subcutánea para prevenir la trombosis venosa profunda y el tromboembolismo pulmonar postoperatorio en pacientes de alto riesgo (con obesidad, neoplasia, antecedente de trombosis venosa profunda o tromboembolismo pulmonar, pacientes mayores de 40 años, los que padecen un trastorno trombofílico o los sometidos a cirugía mayor o complicada). También está indicada en pacientes médicos de alto riesgo, por ejemplo obesidad, insuficiencia cardíaca, encamados.

En caso de hemorragia, habitualmente basta con retirar la heparina, pero si se requiere una reversión rápida de los efectos de la heparina, el sulfato de protamina es un antídoto específico.

Los anticoagulantes orales tardan por lo menos 48-72 horas en alcanzar el efecto anticoagulante completo; si se necesita un efecto inmediato, se administra heparina de manera concomitante. La warfarina está indicada en la trombosis venosa profunda, el tromboembolismo pulmonar, en pacientes con fibrilación auricular con riesgo de tromboembolismo y para portadores prótesis valvulares cardíacas mecánicas (para prevenir la formación de émbolos a partir de las válvulas); los anticoagulantes orales no son de primera elección en la trombosis cerebral ni en la oclusión arterial periférica. El principal efecto adverso de los anticoagulantes orales es la hemorragia. Hay que determinar el tiempo de protrombina (expresado habitualmente como INR, razón internacional normalizada) cada día inicialmente y después a intervalos más largos según la respuesta. Si se produce una hemorragia grave, hay que suspender la warfarina y administrar fitomenadiona (vitamina K) por inyección intravenosa lenta.

ANTICOAGULANTES EN LA GESTACIÓN. Los anticoagulantes orales son teratogénicos y no se deben administrar en el primer trimestre de la gestación. Hay que advertir a las mujeres con riesgo de gestación sobre este riesgo puesto que la suspensión de warfarina antes de la sexta semana de gestación puede evitar en gran parte el riesgo de anomalía fetal. Los anticoagulantes orales atraviesan la placenta con el riesgo de hemorragia placentaria o fetal, sobre todo durante las últimas semanas de la gestación y en el parto. Por consiguiente, si es posible, los anticoagulantes orales deben ser evitados durante la gestación, sobre todo en el primer y tercer trimestre. Algunas decisiones pueden resultar difíciles, especialmente en mujeres con válvulas cardíacas protésicas o con antecedente de trombosis venosa o tromboembolismo pulmonar recurrentes.

HEMOFILIA. La desmopresina [no se incluye en la Lista Modelo de la OMS] en inyección puede ayudar la hemostasia y ser útil en formas leves de hemofilia. En procedimientos menores como cirugía dental, puede evitar la necesidad de factor VIII. Para el uso de factor VIII y factor IX en la hemofilia, véase la sección 11.2.

Heparina sódica

Inyección (Solución para inyección), heparina sódica 1.000 unidades/ml, ampolla 1 ml; 5.000 unidades/ml, ampolla 1 ml; 25.000 unidades/ml, ampolla 1 ml

Indicaciones: tratamiento y profilaxis de la trombosis venosa profunda y del tromboembolismo pulmonar

Contraindicaciones: hipersensibilidad a la heparina; hemofilia y otros trastornos hemorrágicos, trombocitopenia, úlcera péptica, hemorragia cerebral reciente, hipertensión grave, enfermedad hepática o renal grave, después de un traumatismo mayor o cirugía reciente (sobre todo ocular o del sistema nervioso)

Precauciones: alteración hepática (Apéndice 5) e insuficiencia renal (Apéndice 4); hipersensibilidad a las heparinas de bajo peso molecular; anestesia espinal o epidural - riesgo de hematoma espinal; gestación (Apéndice 2); diabetes mellitus, acidosis, fármacos ahorradores de potasio de manera concomitante - incrementa el riesgo de hiperkaliemia; interacciones: Apéndice 1

Posología:

Tratamiento de la trombosis venosa profunda y el tromboembolismo pulmonar, por inyección intravenosa, ADULTOS dosis de carga de 5.000 unidades (10.000 unidades en tromboembolismo pulmonar grave) seguida por una infusión intravenosa continua de 15-25 unidades/kg/hora o por inyección subcutánea de 15.000 unidades cada 12 horas; la vigilancia de laboratorio es esencial, preferiblemente cada día y con ajuste de dosis en conformidad; por inyección intravenosa, ADULTOS JÓVENES y NIÑOS, dosis de carga menor, después por infusión intravenosa continua, 15-25 unidades/kg/hora o por inyección subcutánea, 250 unidades/kg cada 12 horas

Profilaxis en cirugía general, por inyección subcutánea, ADULTOS 5.000 unidades 2 horas antes de la cirugía, después cada 8-12 horas durante 7 días o hasta la deambulación del paciente (no es necesaria la vigilancia); durante la gestación (con vigilancia) 5.000-10.000 unidades cada 12 horas (importante: no pretenda cubrir el tratamiento de la válvula cardíaca protésica durante la gestación, que requiere un tratamiento especializado)

Efectos adversos: trombocitopenia inmune que habitualmente se produce entre los 6 y 10 días tras el inicio del tratamiento (requiere retirada inmediata de la heparina); hemorragia, necrosis cutánea, reacciones de hipersensibilidad como urticaria, angioedema y anafilaxia; osteoporosis tras el uso prolongado y raramente alopecia

Warfarina sódica

La warfarina es un anticoagulante oral representativo. Hay varios fármacos alternativos

Comprimidos, warfarina sódica 1 mg, 2 mg, 5 mg

Indicaciones: profilaxis del tromboembolismo en la cardiopatía reumática y la fibrilación auricular; profilaxis tras la inserción de una válvula cardíaca protésica; profilaxis y tratamiento de la trombosis venosa y el tromboembolismo pulmonar; accidentes isquémicos transitorios

Contraindicaciones: gestación (véanse las notas anteriores y el Apéndice 2); úlcera péptica, hipertensión grave, endocarditis bacteriana

Precauciones: alteración hepática (Apéndice 5) o insuficiencia renal (Apéndice 4), cirugía reciente, lactancia (Apéndice 3); interacciones: Apéndice 1

Posología:

NOTA. Donde sea posible, hay que determinar el tiempo de protrombina basal antes de administrar la dosis inicial

Profilaxis y tratamiento de los trastornos tromboembólicos, por vía oral, ADULTOS la dosis de inducción habitual es de 10 mg al día durante 2 días, según cada paciente; la dosis subsiguiente depende del tiempo de protrombina; la dosis de mantenimiento diaria habitual es de 3-9 mg administrada a la misma hora cada día

Efectos adversos: hemorragia; hipersensibilidad, erupción, alopecia, diarrea, caída inexplicable del hematocrito, “dedos de los pies morados”, necrosis cutánea, ictericia, disfunción hepática, náusea, vómitos y pancreatitis

Reversión de la anticoagulación

Fitomenadiona

Comprimidos, fitomenadiona 10 mg

Inyección (solución para inyección), fitomenadiona 10 mg/ml, ampolla 5 ml

Indicaciones: antagonista de la warfarina; profilaxis de la enfermedad hemorrágica del recién nacido

Precauciones: hay que reducir la dosis en las personas de edad avanzada; alteración hepática; no es un antídoto de la heparina; gestación (Apéndice 2); interacciones: Apéndice 1

Posología:

Hipoprotrombinemia inducida por warfarina; sin hemorragia o hemorragia menor, por inyección intravenosa lenta, ADULTOS 500 microgramos o por vía oral, ADULTOS 5 mg; hemorragia menos grave, por vía oral o por inyección intramuscular, ADULTOS 10-20 mg; hemorragia grave, ADULTOS, por inyección intravenosa lenta, 2,5-5 mg, muy raramente hasta 50 mg (pero riesgo de supracorrección a dosis altas)

Enfermedad hemorrágica del recién nacido, tratamiento, por inyección intravenosa o intramuscular, NEONATOS 1 mg con más dosis si es necesario a intervalos de 8 horas

Enfermedad hemorrágica del recién nacido, profilaxis, por inyección intramuscular, NEONATOS 0,5-1 mg en dosis única o por vía oral, 2 mg seguidos de una segunda dosis después de 4-7 días y en lactantes una tercera dosis después de 1 mes

Efectos adversos: reacciones de hipersensibilidad con sofocos, disnea, broncospasmo, mareo, hipotensión y colapso respiratorio o circulatorio que pueden ser debidos a surfactante de aceite de ricino polietoxilado en algunas formulaciones en inyección más que a la fitomenadiona

Protamina, sulfato

Inyección (solución para inyección), sulfato de protamina 10 mg/ml, ampolla 5 ml

Indicaciones: antídoto para la sobredosis de heparina

Precauciones: si se utiliza en exceso, la protamina tiene un efecto anticoagulante; aumento de reacciones alérgicas en personas con riesgo incluido tratamiento previo con protamina o insulina protamina, alergias a pescados, hombres infértiles o sometidos a vasectomía

Posología:

Sobredosis de heparina, por inyección intravenosa durante unos 10 minutos, 1 mg neutraliza 80-100 unidades de heparina cuando se administra durante los primeros 15 minutos; si el tiempo es mayor, se requiere menos protamina pues la heparina es excretada rápidamente

Efectos adversos: náusea, vómitos, lasitud, sofocos, hipotensión, bradicardia, disnea, reacciones alérgicas (como angioedema, anafilaxia)

 

Ir a la sección anterior
Ir a la siguiente sección
 
 
El Portal de Información - Medicamentos Esenciales y Productos de Salud de la OMS fue diseñado y es mantenido por la ONG Human Info. Última actualización: le 1 diciembre 2019