Ingesta de mayor contenido versus menor contenido proteínico en lactantes de bajo peso al nacer alimentados con leche de fórmula

Revisión Cochrane por Premji SS, Fenton T, Sauve RS

Este documento debería citarse como: Premji SS, Fenton T, Sauve RS. Ingesta de mayor contenido versus menor contenido proteínico en lactantes de bajo peso al nacer alimentados con leche de fórmula. Base de Datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas 2006, Número 1. Art. n.º: CD003959. DOI: 10.1002/14651858.CD003959.pub2.

RESUMEN

Título

Ingesta de mayor contenido versus menor contenido proteínico en lactantes de bajo peso al nacer alimentados con leche de fórmula

Antecedentes

La cantidad ideal de proteína alimentaria para los lactantes de bajo peso al nacer (< 2,5 kilogramos) alimentados con leche de fórmula todavía es un tema de controversia y debate. En los lactantes prematuros, la ingesta de proteínas debe ser suficiente para lograr el crecimiento normal sin causar efectos negativos como acidosis, uremia y niveles elevados de aminoácidos circulantes (p. ej., niveles de fenilalanina). Esta revisión sistemática evalúa los beneficios y los riesgos de la ingesta de mayor contenido proteínico (>= 3,0 g/kg/día) versus menor contenido proteínico (< 3,0 g/kg/día) durante la hospitalización inicial de los lactantes prematuros alimentados con leche de fórmula con un peso menor a los 2,5 kilogramos.

Objetivos

Determinar si la ingesta de mayor contenido proteínico (>= 3,0 g/kg/día) versus menor contenido proteínico (< 3,0 g/kg/día) durante la hospitalización inicial de los lactantes prematuros alimentados con leche de fórmula con un peso menor a 2,5 kilogramos mejora el crecimiento y los resultados del neurodesarrollo, con evidencia de morbilidad a corto y a largo plazo.

Estrategia de búsqueda

Dos autores de la revisión realizaron búsquedas en MEDLINE (desde 1966 hasta mayo de 2005), CINAHL (desde 1982 hasta mayo de 2005), PubMed (desde 1966 hasta mayo de 2005), EMBASE (desde 1980 hasta mayo de 2005), el Registro Central Cochrane de Estudios Clínicos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL, la Biblioteca Cochrane, Número 2, 2005), resúmenes y actas de congresos y simposios de la Sociedad de Investigación Pediátrica (Society for Pediatric Research) y la Academia Estadounidense de Pediatría (American Academy of Pediatrics). Se revisaron las referencias cruzadas en forma independiente para obtener otros títulos relevantes y resúmenes de artículos de hasta cincuenta años de antigüedad.

Criterios de selección

Estudios clínicos controlados aleatorizados que compararan niveles bajos (< 3,0 g/kg/día), altos (=> 3,0 g/kg/día pero < 4,0 g/kg/día) o muy altos (=> 4,0 g/kg/día) de contenido proteínico en la ingesta de leche de fórmula durante la hospitalización de neonatos con un peso al nacer menor que 2,5 kilogramos, alimentados con leche de fórmula. No se incluyeron los estudios en los que los lactantes recibieron nutrición parcial por vía parenteral durante el período de estudio o leche de fórmula como complemento de la leche materna. Dado el número reducido de estudios que cumplían con todos los criterios de inclusión, se incluyeron en un análisis post-facto los estudios en los que también había una variación de nutrientes que no fueran proteínas (> 10% de diferencia relativa).

Recolección y análisis de datos

Dos autores de la revisión utilizaron los métodos estándar de la Colaboración Cochrane y del Grupo Cochrane de Revisión Neonatal (Cochrane Neonatal Review Group) para evaluar la calidad y la elegibilidad de los estudios, y extrajeron los datos. En un estudio clínico de 3 ramas en el que dos grupos pertenecían al mismo grupo prediseñado de ingesta de proteínas, se calcularon las medias ponderadas y los desvíos estándar.

Resultados principales

La búsqueda bibliográfica identificó 37 estudios, de los cuales cinco cumplían todos los criterios de inclusión. Los cinco estudios compararon ingestas de contenido proteínico bajo (< 3,0 g/kg/día) con ingestas de contenido proteínico alto (=> 3,0 g/kg/día pero < 4,0 g/kg/día). El análisis global reveló un mayor aumento de peso (DMP: 2,36 g/kg/día, IC 95%: 1,31; 3,40) y una mayor acumulación de nitrógeno (DMP: 143,7 mg/kg/día, IC 95%: 128,7; 158,8) en los lactantes que recibieron leche de fórmula con un contenido proteínico más alto pero niveles constantes de otros nutrientes. Ningún estudio informó puntajes de Bayley o del coeficiente intelectual a los 18 meses o posteriormente. No se observaron diferencias significativas en las tasas de enterocolitis necrotizante, septicemia o diarrea. De tres estudios incluidos en el análisis post-facto, solo fue posible incluir uno en el metanálisis. El análisis post-facto reveló una mejoría adicional en todos los parámetros de crecimiento en los lactantes que recibieron leche de fórmula con un contenido proteínico más alto (aumento de peso: DMP: 2,53 g/kg/día, IC 95%: 1,62; 3,45; crecimiento lineal: DMP: 0,16 cm/semana, IC 95%: 0,03; 0,30 y crecimiento del perímetro cefálico: DMP: 0,23. IC 95%: 0,12; 0,35). No hubo diferencias significativas (DMP: 0,25; IC 95%: -0,20; 0,70) en la concentración de fenilalanina en plasma entre los grupos de ingesta con contenido proteínico alto y bajo. Un estudio (Goldman 1969) en el análisis post-facto documentó una incidencia significativamente superior de puntajes bajos de coeficiente intelectual, de menos de 90, en los lactantes con un peso al nacer inferior a 1300 gramos que recibieron una ingesta con contenido proteínico muy alto (6 a 7,2 g/kg/día).

Conclusiones de los autores

Esta revisión sistemática sugiere que el mayor contenido proteínico (=> 3,0 g/kg/día pero < 4,0 g/kg/día) en la ingesta de leche de fórmula acelera el aumento de peso. De acuerdo con las tasas más altas de acumulación de nitrógeno, esto probablemente indica un aumento de la masa corporal magra. Si bien se considera que el aumento acelerado de peso es un efecto positivo, el aumento en otras medidas de resultado examinadas podría representar un efecto negativo o ambivalente. Estos efectos incluyen niveles elevados de nitrógeno ureico en sangre y aumento de la acidosis metabólica. Se obtuvo información limitada respecto de las consecuencias de la ingesta de mayor contenido proteínico en la leche de fórmula sobre los resultados a largo plazo como las anormalidades en el neurodesarrollo. Tal como se determina en esta revisión, la bibliografía de investigación sobre este tema no es adecuada para hacer recomendaciones específicas con respecto a la administración de un contenido proteínico muy alto (> 4,0 g/kg/día) en la leche de fórmula.

Compartir

Documentos relacionados