Profilaxis con vitamina K para la hemorragia por deficiencia de vitamina K en neonatos

Revisión Cochrane por Puckett RM, Offringa M

Este documento debería citarse como: Puckett RM, Offringa M. Profilaxis con vitamina K para la hemorragia por deficiencia de vitamina K en neonatos. Base de Datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas 2007, Número 4, artículo n.º: CD002776. DOI: 10.1002/14651858.CD002776.

RESUMEN

Título:

Profilaxis con vitamina K para la hemorragia por deficiencia de vitamina K en neonatos

Antecedentes

La deficiencia de vitamina K puede causar hemorragia en neonatos durante las primeras semanas de vida, lo que se conoce como enfermedad hemorrágica del recién nacido (EHRN). Esta enfermedad se agrupa en tres categorías: aparición temprana, aparición clásica y aparición tardía. La EHRN de aparición temprana ocurre dentro de las 24 horas posteriores al parto y se encuentra fuera del campo de investigación de la revisión. La EHRN de aparición clásica ocurre en la primera semana posterior al nacimiento. Los sitios de hemorragia frecuentes son el gastrointestinal, cutáneo, nasal y como resultado de una circuncisión. La EHRN de aparición tardía ocurre entre la semana 2 y 12. Los sitios de hemorragia más frecuentes son el intracraneal, el cutáneo y el gastrointestinal. Generalmente, la vitamina K se administra como profilaxis después del nacimiento para la prevención de la EHRN. Sin embargo, se desconoce la vía preferida.

Objetivos

Examinar la evidencia de los estudios clínicos aleatorizados con el propósito de determinar la efectividad de la profilaxis con vitamina K en la prevención de la EHRN de aparición clásica y tardía. A continuación figuran los principales interrogantes: ¿Puede una dosis de vitamina K administrada después del nacimiento reducir significativamente la incidencia de la EHRN de aparición clásica y tardía? ¿Existe alguna diferencia significativa entre la vía oral y la intramuscular para la prevención de la EHRN de aparición clásica y tardía? ¿Pueden dosis múltiples orales de vitamina K administradas después del nacimiento reducir significativamente la incidencia de la EHRN de aparición clásica y tardía?

Estrategia de búsqueda

Se utilizó la estrategia de búsqueda estándar del Grupo Cochrane de Revisión Neonatal (Cochrane Neonatal Review group).

Criterios de selección

Se incluyeron todos los estudios clínicos que utilizaron asignación de pacientes aleatorizada y cuasi aleatorizada y que compararon métodos de profilaxis con vitamina K, con placebo, o ningún tratamiento.

Recolección y análisis de datos

Los autores extrajeron los datos de forma independiente y éstos fueron analizados con el uso de los métodos estándar de la Colaboración Cochrane y el Grupo de Revisión Neonatal, así como con el uso de riesgo relativo, diferencia de riesgo y diferencia de medias ponderada.

Resultados principales

En dos estudios clínicos aleatorizados elegibles, se evaluó el efecto en la hemorragia clínica de una dosis única de vitamina K por vía intramuscular versus placebo o ningún tratamiento. Una dosis de vitamina K redujo la hemorragia clínica entre el primer y el séptimo día, incluso el sangrado posterior a la circuncisión, y mejoró los índices bioquímicos del estado de coagulación. En otros 11 estudios clínicos aleatorizados elegibles, se comparó una dosis única de vitamina K con placebo o ningún tratamiento, una dosis única con una dosis única de vitamina K por vía intramuscular o tres dosis orales con una dosis única por vía intramuscular. Ninguno de los estudios anteriores evaluó la hemorragia clínica. La vitamina K por vía oral mejoró los índices bioquímicos del estado de coagulación entre el primer y el séptimo día. No hubo evidencia de diferencia entre la vía oral y la intramuscular respecto a los efectos en los índices bioquímicos del estado de coagulación. Una dosis única por vía oral en comparación con un dosis única por vía intramuscular originó niveles plasmáticos de vitamina K más bajos en la segunda semana y al mes. Por otro lado, un esquema de tres dosis por vía oral originó niveles plasmáticos de vitamina K más altos en la segunda semana y al segundo mes que los originados por una dosis única por vía intramuscular.

Conclusiones de los autores

La administración de una dosis única de vitamina K (1.0 mg) por vía intramuscular posterior al nacimiento es efectiva para la prevención de la EHRN de aparición clásica. La profilaxis con vitamina K (1.0 mg), por vía intramuscular y oral, mejora los índices bioquímicos del estado de coagulación entre el primer y el séptimo día. En los estudios clínicos aleatorizados, no se evaluó la administración de vitamina K por vía intramuscular ni por vía oral relacionada con el efecto en la EHRN de aparición tardía. En los estudios clínicos aleatorizados, no se evaluó la administración de vitamina K por vía oral, tanto en dosis única como múltiple, relacionada con el efecto en la EHRN de aparición clásica o tardía.

Compartir