Inmunoglobulina intravenosa para la prevención de infecciones en recién nacidos prematuros y de bajo peso al nacer

Revisión Cochrane por Ohlsson A, Lacy JB

Este documento debería citarse como: Ohlsson A, Lacy JB. Inmunoglobulina intravenosa para la prevención de infecciones en recién nacidos prematuros y de bajo peso al nacer Base de Datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas 2007, Número 4, artículo n.º: CD000361. DOI: 10.1002/14651858.CD000361.pub2.

RESUMEN

Título:

Inmunoglobulina intravenosa para la prevención de infecciones en recién nacidos prematuros y de bajo peso al nacer

Antecedentes

Las infecciones nosocomiales siguen siendo una causa significativa de la morbilidad y la mortalidad entre los recién nacidos prematuros y de bajo peso al nacer. El transporte de inmunoglobulinas de la madre al feto tiene lugar principalmente después de las 32 semanas de gestación y la síntesis endógena no comienza hasta varios meses después del nacimiento. La administración de la inmunoglobulina intravenosa proporciona IgG que se puede unir a los receptores de la superficie celular, proporcionar actividad opsonizante, activar el complemento, promover la citotoxicidad dependiente de anticuerpos y mejorar la quimioluminiscencia neutrofílica. Por lo tanto, la inmunoglobulina intravenosa tiene el potencial para prevenir o alterar el curso de las infecciones nosocomiales.

Objetivos

Evaluar la efectividad/seguridad de la administración de inmunoglobulina intravenosa (IgIV) (comparada con placebo o ninguna intervención) en los recién nacidos prematuros (< de 37 semanas de edad gestacional al nacer) y de bajo peso al nacer (BPN) (peso al nacer < 2,500 g) para la prevención de las infecciones nosocomiales.

Estrategia de búsqueda

Se hicieron búsquedas en MEDLINE, en EMBASE y en las Bases de Datos de la Biblioteca de Cochrane, en julio de 2007 y se utilizaron las siguientes palabras clave: inmunoglobulina y recién nacidos y asignación aleatoria o estudio clínico controlado o estudio clínico controlado aleatorizado (ECA). Se hicieron búsquedas en las listas de referencias de los ECA identificados y en archivos personales. No se aplicó ninguna restricción de idioma.

Criterios de selección

Los criterios utilizados para seleccionar los estudios para su inclusión en la presente revisión fueron: 1) Diseño: ECA en los que la administración de IgIV se comparó con un grupo control que recibió placebo o ninguna intervención. 2) Población: recién nacidos prematuros (< 37 semanas de edad gestacional) o de BPN (< 2,500 g). 3) Intervención: IgIV para la prevención de una infección bacteriana/por hongos durante la estancia hospitalaria inicial (ocho días o más). (Se excluyeron los estudios que estaban diseñados principalmente para evaluar el efecto de la IgIV sobre los marcadores de inmunidad humoral, dado que eran estudios en que el período de seguimiento fue de una semana o menos). 4) Se informó al menos uno de los siguientes resultados: sepsis, cualquier infección grave, muerte por todas las causas, muerte por infección, duración de la estancia hospitalaria, hemorragia intraventricular (Hiv), enterocolitis necrosante (ECN), displasia broncopulmonar (DBP).

Recolección y análisis de datos

Dos revisores resumieron de modo independiente la informacióe cada resultado informado en cada uno de los estudios, mientras que un investigador (AO) revisós datos en busca de posibles discrepancias y agrupós resultados. Se informaron el riesgo relativo (RR) y la diferencia de riesgo (DR) con intervalos de confianza (IC) del 95% mediante un modelo de efectos fijos. En caso de encontrarse una DR estadíicamente significativa, el nú necesario a tratar (NNT) tambiése calculón IC 95%. Los resultados engloban todos los estudios incluidos en los que se informó resultado de interé Se informóbre la presencia de heterogeneidad estadíicamente significativa entre los estudios. Tambiése informan los resultados de la prueba de inconsistencia (I cuadrado) cuando se encontróa heterogeneidad estadíicamente significativa.

Resultados principales

En julio de 2007 se identificó nuevo estudio clíco (Lelik 2004). Sin embargo, este estudio clíco incluyóneonatos con > 38 semanas de gestació peso al nacer > 2,500 g, y, por lo tanto, fue excluido. Diecinueve estudios cumplieron con los criterios de inclusióÉtos incluyeron aproximadamente a 5,000 reciénacidos prematuros y de BPN, e informaron al menos uno de los resultados de interépara la presente revisióistemáca. Al combinar todos los estudios, se observóa reduccióstadíicamente significativa (p = 0.02) en la sepsis, RR tíco (0.85 [IC 95%: 0.74, 0.98]) y DR tíca (-0.03 [IC 95%: 0.00, -0.05]), NNT 33. Se observóa heterogeneidad estadíicamente significativa entre los estudios para este resultado (p = 0.02), I cuadrado fue 54%. Tambiése encontróa reduccióstadíicamente significativa de una infecciórave, uno o máepisodios, al combinar todos los estudios (RR tíco 0.82 [IC 95%: 0.74, 0.92]; DR tíca -0.04 [IC 95%: -0.02, -0.06]; NNT 25 [IC 95%: 17, 50]). Hubo heterogeneidad estadíicamente significativa entre los estudios (p = 0.0006), I cuadrado fue 50%. No hubo diferencias estadíicamente significativas para la mortalidad por todas las causas, la mortalidad por infeccióla incidencia de ECN, DBP y hemorragia intraventricular o la duracióe la estancia hospitalaria. No se informaron efectos adversos importantes de la IgIV en los estudios.

Conclusiones de los autores

La administración de IgIV produce una reducción del 3% en la sepsis y del 4% en cualquier infección grave, pero no se relaciona con reducciones de otros resultados importantes: enterocolitis necrosante, hemorragia intraventricular o duración de la estancia hospitalaria. Lo que es más importante, la administración de IgIV no tiene efecto significativo sobre la mortalidad por cualquier causa o por infecciones. El uso profiláctico de IgIV no se relaciona a efectos secundarios graves a corto plazo. Desde una perspectiva clínica, es de importancia marginal una reducción del 3% al 4% en las infecciones nosocomiales sin una reducción de la mortalidad u otros resultados clínicos importantes. La decisión de utilizar IgIV profiláctica dependerá de los costos y de los valores asignados a los resultados clínicos. No hay justificación para realizar ECA adicionales que evalúen la eficacia de las preparaciones de IgIV anteriormente estudiadas en la reducción de las infecciones nosocomiales en los recién nacidos prematuros y de BPN. Los resultados de estos metanálisis deben alentar a los científicos y a los médicos a buscar otras vías para prevenir las infecciones nosocomiales.

Compartir