Líderes de opinión locales: efectos sobre los resultados en la práctica profesional y la asistencia sanitaria

Revisión Cochrane por Doumit G, Gattellari M, Grimshaw J, O'Brien MA

Este documento debería citarse como: Doumit G, Gattellari M, Grimshaw J, O'Brien MA. Líderes de opinión locales: efectos sobre los resultados en la práctica profesional y la asistencia sanitaria. Base de Datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas 2007, Número 4, artículo n.º: CD000125. DOI: 10.1002/14651858.CD000125.pub3.

RESUMEN

Título

Líderes de opinión locales: efectos sobre los resultados en la práctica profesional y la asistencia sanitaria

Antecedentes

La práctica clínica no siempre se basa en la evidencia, por lo que es posible que los resultados no siempre sean óptimos para el paciente. La divulgación e implementación de la “mejor evidencia” por los líderes de opinión es un método innovador que parece promisorio como estrategia para cubrir las brechas entre la práctica y la evidencia.

Objetivos

Evaluar la efectividad del uso de los líderes de opinión locales para mejorar la conducta de los profesionales de la atención sanitaria y los resultados en el paciente.

Estrategia de búsqueda

Se realizaron búsquedas en MEDLINE, Health Star, SIGLE y en el Registro de Estudios Clínicos del Grupo Cochrane de Prácticas Efectivas y Organización de la Atención Médica (Cochrane Effective Practice and Organisation of Care Group Trials Register). No se aplicaron restricciones de fecha a esta estrategia de búsqueda. Las búsquedas se actualizaron por última vez en febrero de 2005. Además, se realizaron búsquedas en las listas de referencias de todos los estudios potenciales que se identificaron.

Criterios de selección

Los estudios elegibles para la inclusión fueron los estudios clínicos controlados aleatorizados en los que se utilizaron medidas objetivas del desempeño/conducta del prestador o resultados de salud en el paciente.

Recolección y análisis de datos

Dos revisores extrajeron los datos y evaluaron la calidad metodológica de los estudios. Se calcularon las diferencias absolutas para el riesgo de “no cumplimiento” con la práctica deseada y cuando los datos estuvieron disponibles se ajustó según los niveles iniciales de no cumplimiento.

Resultados principales

Doce estudios cumplieron los criterios de elegibilidad. La diferencia absoluta ajustada de riesgo de no cumplimiento con la práctica deseada varió de -6% (favorece el control) a +25% (favorece la intervención líder de opinión). En general, la mediana de la diferencia de riesgo ajustada (DRA) fue 0.10, lo que representa un 10% de disminución absoluta en el no cumplimiento en el grupo intervención.

Conclusiones de los autores

El uso de líderes de opinión locales puede promover de forma satisfactoria la práctica basada en la evidencia. No obstante, aún es incierta la factibilidad del uso generalizado.

Compartir